Miguel Tejada. (AP)

KANSAS CITY - Miguel Tejada recibió una de las sanciones más severas en la historia del béisbol, al ser suspendido el sábado por 105 partidos por arrojar positivo a anfetaminas en controles antidopaje.

El infielder dominicano de 39 años está en la lista de lesionados de 60 días de los Reales de Kansas City. Tejada no apelará el castigo, y comenzará a cumplir con la suspensión de inmediato.

Tejada ya había arrojado positivo a anfetaminas en el pasado, lo que lo exponía a una suspensión de 25 partidos por un segundo positivo, y de 80 partidos por un tercero, lo que ocurrió esta temporada con los Reales.

Una persona con conocimiento de la situación dijo a la AP que Tejada arrojó positivo a Adderall, una sustancia que había utilizado en el pasado como tratamiento para el déficit de atención. La persona habló bajo la condición de permanecer en el anonimato porque no se divulgaron esos detalles.

Grandes Ligas ocasionalmente otorga excepciones médicas que permiten a peloteros utilizar drogas como Adderall para el tratamiento del déficit de atención y otras enfermedades. Sin embargo, Tejada ya no tenía la autorización para utilizar la droga, por lo que los resultados positivos ameritaban una suspensión.

"Tengo una condición médica la cual requiere medicamento como parte del tratamiento médico. Por lo tanto, tome mi medicamento mientras que re-aplicaba una exención de uso terapéutica", expresó Tejada en un comunicado divulgado por el sindicato de jugadores de las mayores. "Bajos los requerimientos del programa colectivo de drogas, cometí un error en tomar dicho medicamento".

Tejada firmó un contrato por un año con los Reales esta temporada, y tendría que cumplir con el resto de la suspensión la próxima campaña para poder volver a jugar.

El jugador más valioso de la Liga Americana en 2002 ha sido blanco de acusaciones de dopaje durante gran parte de su carrera. Tejada fue mencionado en el Informe Mitchell sobre el dopaje en el béisbol, y se declaró culpable de mentir en una audiencia del Congreso estadounidense sobre el uso de drogas en las mayores, un cargo por el que recibió una condena de un año en libertad condicional.

Tejada fichó con los Reales en diciembre, y bateaba .288, con tres jonrones y 20 remolcadas, en 53 partidos antes de lastimarse una pantorrilla.

"No importa si eres un jugador más valioso o el rey del mundo. Si haces cosas ilegales, te van a atrapar y vas a ser suspendido", comentó el pitcher de los Reales, James Shields. "Es una lástima, porque me caía muy bien como compañero".

La suspensión de Tejada es la tercera de un ex jugador más valioso esta temporada, sumada a la de 211 partidos de Alex Rodríguez, que está bajo apelación, y la de 65 partidos de Ryan Braun.

Ambos fueron proscritos por el escándalo de dopaje de la clínica Biogenesis.

El castigo es uno de los más largos en la historia del béisbol, que no sea vitalicio. La suspensión de A-Rod es la de mayor duración, mientras que Pascual Pérez fue suspendido por toda la temporada de 1992 por un resultado positivo a cocaína, y Dwight Gooden por toda la campaña de 1995 por violar las condiciones de su programa de rehabilitación por uso de drogas.

"Es un gran tipo, quizás cometió un error", señaló el torpedero venezolano de los Reales, Alcides Escobar, antes del partido del sábado por la noche contra Detroit. "Todos lo vieron en televisión. Es duro".

Tejada debutó en las mayores en 2003 con los Atléticos, donde tuvo los mejores años de su carrera. En 2002 conectó .308, con 34 cuadrangulares y 131 impulsadas, y en 2004, con Baltimore, bateó .311, con 34 jonrones y 150 remolcadas.

Tejada también jugó con Houston y San Diego, antes de tener dos pésimas campañas con los Gigantes de San Francisco. En 2012 no estuvo en las mayores, pero los Reales le ofrecieron un contrato tras su destacado desempeño en la liga invernal dominicana.