(AP)

Es posible que la lesión de Mariano Rivera acabe con su temporada del 2012, pero el panameño insiste en que no le pondrá fin a su carrera.

El cerrador de los Yankees les dijo a los reporteros el viernes que hará todo lo que pueda por volver para una campaña más.

"Voy a regresar", dijo Rivera. "Escríbanlo con letra grande. No voy a irme de esta manera."

Rivera, taponero de lujo de los Yankees desde hace 16 años, se lastimó la rodilla derecha al atrapar elevados durante las prácticas de bateo del equipo el jueves en Kansas City.

En su carrera el istmeño lleva 608 juegos salvados, la mayor cantidad en la historia de Grandes Ligas. También es líder de por vida en partidos terminados con 892. El 12 veces convocado al Juego de Estrellas ha ganado cinco anillos de campeón con los Yankees.