SAN FRANCISCO - Derek Jeter, Jorge Posada, y Alex Rodríguez todos batearon hits en la victoria 5-4 de la Liga Americana en San Francisco el martes.

"Buena representación para los Yankees de Nueva York," dijo Rodríguez. "Nos sentimos orgullosos de haber estado en la Costa Oeste representando la organización."

La representación de los Yankees en el Clásico de Verano estuvo entre las más bajas de la franquicia, pero los que fueron seleccionados juraron valorar los recuerdos del partido en la bahía.

Para Jeter, la impresión duradera de su tiempo en San Francisco será el tiempo que compartió con Willie Mays, quien fue homenajeado con una ceremonia antes del partido.

"Eso fue especial," dijo Jeter. "Tuve la oportunidad de entrevistarlo por media hora, hacerle algunas preguntas y pasar tiempo con él. Fue muy especial. Eso es lo que me llevaré de este Juego de Estrellas."

"Creo que el Juego de Estrellas se pone mejor y mejor," dijo Posada. "Fue divertido. Fue divertido para los aficionados." Para Rodríguez, el líder de jonrones y remolcadas entrando a la segunda mitad, asistir fue quizás una de las mejores decisiones que pudo haber tomado.

"Este es el mejor de los que he participado en mis 11 años," dijo Rodríguez.

Después de lastimarse la pierna izquierda en un partido contra los Mellizos, Rodríguez brevemente consideró no participar en el Juego de Estrellas, pero probó su pierna durante la serie de fin de semana contra los Angels y se declaró lo suficientemente bien para competir, aunque a una velocidad reducida.

Jeter conectó un sencillo al jardín central contra Ben Sheets de los Cerveceros en la tercera entrada; Posada entró en el quinto como suplente para el lanzador de los Medias Rojas Josh Beckett y conectó un doble contra Trevor Hoffman de los Padres en la octava.

Posada dijo que para los Yankees, el concurso fue un anticipo de lo que será el próximo verano en el Bronx para el Juego de Estrellas 2008.

"Aunque no juegue en otro Juego de Estrellas, quisiera ser seleccionado para ese," dijo Posada. "Va a ser el escenario perfecto para un jugador, una persona de los Yankees."